25 julio, 2022

Facturación Recurrente.

La Facturación Recurrente, es un modelo de pago que se utiliza cuando se presta el mismo servicio, a un mismo cliente por un tiempo determinado, acordado previamente. También conocido por facturación por suscripción. 

Por lo general, las empresas que usan la facturación recurrente son las que prestan un servicio con tarifa plana. De tal manera, dentro de los más comunes que podemos mencionar se encuentran: las consultorías, suscripciones, servicios de gestión y asesorías para pymes, servicios de internet y telefonía, mantenimiento de páginas web y servicios de marketing, entre otros. 

En estos casos, por lo general el cobro se realiza mensual, trimestral o anual, hasta que el cliente retire el permiso o cancele su suscripción.  Un ejemplo claro de ello son los modelos de suscripción conocidos a gran escalada como: Nexflit o Spotify.  

Ventajas de la Facturación Recurrente.  

Es importante mencionar que el modelo de facturación por suscripción, no solo conlleva beneficios para la empresa, sino también para los clientes, ya que la simplicidad genera tranquilidad para ellos.  

Dentro de las ventajas que podemos mirar para una empresa, serían:  

  • Seguridad financiera, ya que garantiza liquidez a la empresa por un tiempo determinado y de esa manera se pueden tomar mejores decisiones financieras.  
  • Ahorra tiempo en procesos que se pueden incorporar a otros sectores de la empresa. 
  • Aumenta la productividad, al automatizar y quitar tareas repetitivas.  
  • Las promociones y descuentos ayudan a atraer más clientes.  
  • Garantiza la fidelización de un cliente.  
  • Puedes ofrecer paquetes de servicio por un monto estándar.  

Son múltiples las razones positivas para implementar este tipo de facturación a una empresa, por lo que si eres una empresa prestadora de servicio y aún no lo has hecho, puedes comenzar a considerarlo.  

¿Cómo se genera una factura recurrente?  

Una factura por suscripción por lo general se realiza a través de cualquier software de facturación especializado, como el que te ofrecemos en Cuenti.  

A través de nuestro software podrás enviar la factura al mismo cliente, con el mismo valor y por los mismos servicios durante el tiempo acordado por ambas partes; proveedor y cliente. 

De esta manera con Cuenti, puedes programar tus facturas recurrentes para ser generadas y enviadas de forma automática. Lo único que debes hacer es rellenar los datos del cliente, introducir una descripción del servicio que se está prestando y el importe o valor del mismo. 

Solamente cambia es la periodicidad en la configuración de la factura y para ello se debe elegir la fecha en la que se emitirá, para ser enviada al cliente. 

Por último y para evitar desajuste en tus finanzas, te recomendamos que utilices la facturación recurrente solamente cuando exista un contrato y se tenga seguridad con relación al tiempo que durará la relación comercial entre tu empresa y el cliente.  

En otras palabras, si es un acuerdo de palabras y no sabes si tu cliente necesitará tus servicios de forma continuada, entonces la facturación recurrente no es tu mejor opción, en caso contrario, el modelo de suscripción puede ser muy opción para tu empresa.  

Agiliza tus procesos de facturación y conoce todas la funcionalidades que tiene Cuenti Para tu negocio de servicios.

¿Ha sido útil esta publicación?

Escrito Por: Julie Guirados

Árticulos Relacionados

No se encontraron resultados

La página solicitada no pudo encontrarse. Trate de perfeccionar su búsqueda o utilice la navegación para localizar la entrada.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Entérate de todas las novedades y artículos Pro sobre administración, ventas y contabilidad.